El Ayuntamiento aprueba el pliego de condiciones para sacar a concurso el servicio de autobús urbano

La concejala de Presidencia, Ana Velasco, ha anunciado que el equipo de gobierno ha aprobado ya el pliego de condiciones para la licitación y posterior adjudicación del servicio de transporte público. Velasco ha indicado que la concesionaria deberá ofrecer, como mínimo, una ruta que conecte el extrarradio con la avenida del Carmen a través de las avenidas Litoral, Andalucía, Libertad,

Toledo, Juan Carlos I y España, y ha destacado que la mesa de contratación valorará el hecho de que se ofrezcan otras líneas adicionales.

La edil de Presidencia ha indicado que la nueva empresa deberá ofrecer tarifas reducidas a las personas empadronadas que tengan más de 65 años o menos de 25 años; así como tarjetas multiviaje para éstos y el resto de usuarios.

La responsable municipal ha señalado que el pliego de condiciones recoge también que el servicio deberá prestarse de forma ininterrumpida de lunes a domingo. En cuanto a los vehículos que deberá ofrecer la adjudicataria, el Consistorio exigirá que estén adaptados a las personas con movilidad reducida y que posean plazas sentadas y de pie. Sobre la longitud máxima de los mismos, el documento recoge que no deberá superar los diez metros, según ha apuntado Velasco. El plazo de la concesión será de diez años, tal y como determina la legislación vigente que regula el transporte público.

La responsable municipal ha explicado que el equipo de gobierno ha solventado los aspectos jurídicos que han mantenido bloqueado este expediente, lo que ha dado lugar a que hasta ahora el equipo de gobierno no haya podido elaborar el nuevo pliego de condiciones para sacar a concurso público el servicio. Tras el periodo de licitación, el Ayuntamiento podrá adjudicar el servicio a la empresa que ofrezca “un servicio de calidad” y acorde a las necesidades de vecinos y visitantes. Sobre el asunto, ha recordado que el Ayuntamiento retomó hace un año el servicio de autobús urbano -que se está prestando con medios municipales-, ya que la anterior concesionaria lo abandonó en enero de 2011.

La anterior concesionaria registró en el Ayuntamiento el 16 de noviembre de 2010 un escrito para solicitar que se iniciara el procedimiento de resolución de la concesión administrativa del transporte por incumplimiento de la prestación económica a cargo de la Administración local; sin embargo, el 31 de enero de 2011 se acordó en pleno iniciar la resolución del contrato a causa del abandono del servicio que se produjo en enero de 2011 por parte de la empresa.

Este expediente se remitió al Consejo Consultivo de Andalucía que dictaminó que el Ayuntamiento debería haber tramitado previamente el procedimiento de resolución del contrato por la causa alegada por la concesionaria y no por la esgrimida entonces por el Consistorio. Asimismo, el máximo órgano consultivo andaluz manifestó la disconformidad con el decreto de Alcaldía de 7 de enero de 2011 por el que el anterior alcalde encargó la prestación del servicio a otra una empresa privada tras el abandono de la concesionaria.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies