La concejala de Personal anuncia que los sindicatos han agotado el plazo sin presentar propuestas alternativas a la reducción de plantilla

La concejala del área de Personal del Ayuntamiento de Estepona, Pilar Fernández-Fígares, ha anunciado hoy que las centrales sindicales que representan a los trabajadores municipales no han presentado propuestas alternativas a la reducción de plantilla planteada por el equipo de gobierno. La edil ha recordado que ayer era el último día en el que a los representantes de los trabajadores

se les había pedido que formularan propuestas para reducir en seis millones de euros el capítulo de personal.

“Durante casi dos meses, el equipo de gobierno ha mostrado su disposición a aceptar propuestas consensuadas y unánimes de los sindicatos para conseguir un ahorro real de seis millones de euros en el coste de la plantilla, pero esto no se ha producido”, ha señalado la edil, que ha asegurado no comprender cómo las centrales sindicales no presentan alternativas a la reducción de plantilla; al tiempo que ha reiterado que las propuestas que plantearon con anterioridad “se quedaban muy lejos del ahorro real de seis millones de euros”.

Fernández-Fígares ha lamentado que las distintas secciones sindicales no hayan puesto sobre la mesa propuestas, por lo que ha indicado que el equipo de gobierno adoptará las medidas que estime oportunas siguiendo criterios exclusivamente “objetivos”, ya que la ciudad “no puede permitirse la parálisis o el bloqueo de las negociaciones”. En ese sentido, ha recordado que la reducción de los seis millones de euros es un requisito impuesto por ley para poder equilibrar las cuentas municipales y así poder acceder al crédito de 60,7 millones de euros que el Gobierno central ha concedido a Estepona para saldar la deuda que mantiene el Ayuntamiento con los proveedores.

Asimismo, la edil ha asegurado que el equipo de gobierno pretende agotar las vías de negociación con los distintos sindicatos y les reitera su ofrecimiento a consensuar las medidas de reducción de plantilla en base a criterios objetivos y “siguiendo todos los procedimientos legales” que eviten discriminaciones “aleatorias o injustas”. “Nos encontramos en una coyuntura muy complicada que necesita la mayor unidad entre las partes afectadas”, ha señalado Fernández-Fígare, que ha hecho un llamamiento a la “responsabilidad” de los representantes de los trabajadores para encontrar una “solución” que resulte “lo menos traumática posible”.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies