El alcalde anuncia que el Ministerio de Hacienda ha informado favorablemente al plan de ajuste elaborado por el equipo de gobierno para pagar a proveedores

El alcalde de Estepona, José María García Urbano, ha anunciado que el Ministerio de Hacienda y Administraciones públicas ha remitido al Ayuntamiento un escrito en el que se valora favorablemente el plan de ajuste elaborado por el equipo de gobierno y aprobado en sesión plenaria el pasado 30 de marzo.

El regidor ha explicado que esta autorización parte de la

Administración central va a permitir al Consistorio concertar la operación de préstamo precisa para abonar facturas pendientes a proveedores que no fueron pagadas en los últimos ocho años. En total, se trata de 8.000 facturas -de 500 empresas diferentes- que suman unos 70 millones de euros.

García Urbano ha destacado que con esta decisión, el Ministerio de Hacienda avala el trabajo realizado por el equipo de gobierno, que en 15 días de trabajo intenso -debido al excesivo volumen de la deuda heredada- logró realizar un plan de ajuste que “se demuestra que es viable con este visto bueno por parte del Gobierno central”. Asimismo, el primer edil ha subrayado que este documento no solo van a racionalizar el gasto municipal sino que van a permitir que “sigamos evolucionando y ofreciendo cada vez mejores servicios a los ciudadanos”.

Al respecto, ha destacado que con este respaldo por parte de la Administración central no cabe ningún desacuerdo ni impugnación al plan de ajuste aprobado en sesión plenaria, ya que se comprueba que “hemos sido capaces de buscar fórmulas para afrontar este préstamo”.  

“Con esto se consigue una inyección económica en la economía local del municipio, ya que muchos de los proveedores del Ayuntamiento han sido empresas locales, y se refuerza la viabilidad de estas empresas, que en los últimos años se ha visto mermada por el impago de anteriores gobiernos”, ha señalado el alcalde, que ha recordado que el Ejecutivo local está cumpliendo con el compromiso de abonar todos los servicios que se contratan.  

El regidor ha indicado que para hacer frente a esta operación de crédito, el plan de ajuste establece que los impuestos no se incrementarán en los próximos años y que se ahorrarán seis millones de euros en el gasto de la plantilla para conseguir una estructura municipal saneada, con los ingresos y los gastos municipales equilibrados.

García Urbano ha recordado que desde que el equipo de gobierno llegó a la Alcaldía se han llevado a cabo más de 45 medidas para ahorrar gastos y se ha conseguido una disminución de un 20% del gasto del presupuesto municipal, logrando un ahorro de más de 15 millones de euros.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies